Habitat.

Médicos que son héroes y salvan vidas pero no tocan a nadie, médicos que tienen más de bricomaniacos que de charcuteros y dedican su tiempo a crear nuevos aparatos que nos ayudarán a ti y a mi a no morir.
Es difícil recibir el más mínimo reconocimiento como médico si trabajas con las manos limpias de sangre, nadie te toma en serio en ese gremio si no tienes restos de carne humana bajo las uñas; pero es gracias al esfuerzo de estos hombres que muchas personas tienen hoy vidas dignas donde antes solo tenían sufrimiento.

Entre sus logros destacan las burbujas de contención bioquímica, tecnología médica extrema creada específicamente para mantener la vida y la muerte separadas por un plástico transparente; estructuras creadas para el uso y disfrute de una persona. Mucho confort y ergonomía, mucho trabajo de diseño para que un habitáculo ofrezca la máxima comodidad posible a su ocupante dado que va a crecer y morir ahí dentro.
Médicos que hacen un poco de IKEA, IKEA que hace un poco de médico; diseño sueco para un niño burbuja.

Joder, un niño que exhala humo de tabaco, un niño que no fuma pero cuyos pulmones convierten el aire limpio de la atmósfera en una humareda espesa de químicos cancerígenos y se ve obligado a vivir dentro de una burbuja para no contaminar a su entorno.
Humo tan venenoso que no lo dejan salir, que los médicos se niegan a saber nada del tema, humo tan espeso que hace años que no se ve al niño.

h9E395D72

El niño está ahí, en algún lugar.

 

Anuncios

2 pensamientos en “Habitat.

    • Hablan de muletas con ruedas. Pero cada muleta tiene solamente una rueda en su extremo. La rueda es lo que apoyas en el suelo. Una muleta con una pequeña rueda muy deslizante en cada brazo.

      “No le funcionaban bien las piernas, el hombre quería desplazarse más deprisa y ¿qué íbamos a hacer nosotros? Pues unas muletas con ruedas. Está clarísimo”. Presume uno de los diseñadores.

      “Parece algo evidente ahora que todos lo conocemos, ¡pero se te tiene que ocurrir!”. Su mujer era la típica lista que siempre tiene algo que añadir. Es esa mujer que no puede evitar gritar “¡pero ayuda!” cuando alguien dice que el dinero no da la felicidad.

Suelta lo tuyo

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s