Vintage.

Un grupo de rock indie español que salta a la fama mundial no por la calidad de su música o sus escándalos drogo-sexuales sino por poner a la venta un álbum musical en una caja de música.
Un disco completo de cincuenta minutos grabado en una caja de música de hojalata; música pop rock muy completa con su batería, bajo, dos guitarras, un cantante y una rubia flacucha haciendo los coros todo ello contenido en una caja de música.
No es ninguna frivolidad, quizás su tamaño pueda resultar absurdo en la época del MP3 pero en realidad su valor supera por mucho al de un archivo en el disco duro, un cd o incluso un vinilo pues la caja de música es en si misma el origen de la música que contiene.

caja-musical1La banda ha compuesto y ensayado los temas; pero el resultado musical último depende por completo de la caja de música. De hecho la propia composición ha sido planeada teniendo en cuenta los materiales y mecanismos en un alarde técnico digno de relojeros suizos decimonónicos.
No ha sido el delirio de un modernillo manitas, todos en el grupo se volcaron por igual en el proyecto diseñando y construyendo cada pieza minuciosamente; un trabajo que hicieron sintiéndose (y siendo) músicos, no ingenieros. Un ingeniero no sabe crear música, podría construirte un altavoz o incluso un dispositivo de almacenamiento digital basado en la microimpresión láser; pero con sus conocimientos técnicos no podría jamás crear música.

La música es de hecho bastante mala, con un bajo que suena demasiado pesado, una batería monótona y letras que no dejan de ser ridículas por estar cantadas en inglés pero toda esta mediocridad pasa desapercibida por el logro técnico de conseguir tal variedad de timbres y ritmos simultáneos en un formato tan primitivo como una caja de hojalata.

Joder, que uno de los del grupo vaya a una entrevista perdidamente drogado y se le escape la verdad, que confiese que hicieron el disco en una caja de música para que no se pudiera piratear; que diga que los que se descargan música de internet son unos hijos de puta y que está a favor de la pena de muerte para los piratas.

Revival.

Los CD contienen la información en una espiral en la que se ha impreso mediante láser la información en unos y ceros microscópicos. No podemos tocarlos igual que tocamos los surcos de un disco de vinilo, pero esos unos y ceros son reales, tangibles, físicos; no son mera información digital aislada del mundo físico.
Esos unos y ceros pueden ser vistos con un microscopio potente y si rompieses un cd para desmontarlo por capas podrías incluso llegar a pasarles el dedo por encima.
No notarías nada; son perforaciones microscópicas, totalmente inapreciables para el tacto de una persona normal pero te juro por mi santa madre que están ahí, muertos y silenciosos hasta que un lector láser les pasa por encima y convierte esas irregularidades en música en tu minicadena.

CDDVDEl láser no es la única opción para hacer cantar a un CD; solo es la opción cómoda ideada por los fabricantes. También existe la opción de soplar.
Si haces una perforación en un CD y soplas por ella con la suficiente fuerza puedes conseguir que salga el sonido exacto de la grabación. No es fácil, hay que calcular la potencia del aire y mantener un ritmo constante para que suene una canción identificable e incluso así es es casi imposible aguantar ese ritmo durante suficiente tiempo sin tener que parar para respirar; pera la posibilidad de convertir lo digital en físico a través de aire a presión está ahí escondida en el formato CD.

Sus creadores dejaron esta opción como alternativa a lo digital porque saben que entre los amantes de la música es muy importante el sonido puro, el sonido que procede del propio aparato y no de una computadora. El soplado no tiene ni mejor ni peor calidad, pero tiene una calidez que es imposible de conseguir mediante láser; soplando formas parte de la música y eso es mucho más importante que los tecnicismos.

Con los DVD también es posible, puede soplar por un agujero de un DVD y conseguir que se forme un holograma de la película con el audio incorporado;pero hace falta mucha más fuerza en los pulmones y solo se han conseguido resultados satisfactorios utilizando elefantes y orcas entrenadas.
También se podrían utilizar máquinas de inyección de aire o cápsulas de aire comprimido; pero si lo que quieres es utilizar una máquina para escuchar música o ver una película tienes otras alternativas más viables como una minicadena o un ordenador.
Yo propongo un contacto personal con la obra, no una cómoda observación.

Lo lácteo.

Que la leche viene de las vacas es una de esas verdades universales que enseñamos a los niños para explicarles cual es el lugar del hombre en la naturaleza y como tantas verdades lanzadas a los niños no es más que una sucia mentira.
La leche no viene mágicamente de las vacas, no se transmite de forma limpia hasta los tetrabricks de los supermercados.

Cuando un niño te pregunte de dónde viene la leche cuéntale la verdad. Dile que la leche la hace la vaca y la guarda en las tetas y que tenemos que utilizar máquinas muy complicadas para sacarla de ahí y meterla en un cartón.
No le intentes explicar la pasteourización, no queremos traumatizar a nadie y que crezca con fobia a los gérmenes. Solo hazle comprender que las vacas no son seres de luz y bondad y que la leche es una más de las muchas conquistas de la humanidad.

No ha sido fácil. El ascenso de la industria láctica es una historia llena de muerte y traición que empezó cuando el primer neandertal engañó a otro para que intentase ordeñar a una vaca peluda del pleistoceno. Los primeros desayunos con leche se ganaron con sangre y pedernal en una época en la que las palabras ordeño y cesárea eran una sola.

Ahora nadie tiene que morir por la leche. Hemos cambiado, todos; nosotros y las vacas. El hombre ya no es ese  tío desnudo que tiene no diferencia entre el bien y el mal y que tiene miedo hasta de su propia sombra (sobre todo de su propia sombra); hace mucho que el misterio de la ubre y la tetilla fue resuelto liberando así el preciado líquido.
Las vacas han pasado de ser colosos de carne, pelo y cuernos a vivir alimentadas y cuidadas por nosotros para ser convertidas en cómoda comida en bandejas de corcho.

Secuencia 01_1El inacabable ingenio humano ha conseguido que conseguir leche fresca no sea una lucha a muerte sino un simple trabajo manual o incluso una tarea automatizada a cargo de poderosas máquinas y computadoras que trabajan por el beneficio de la civilización.
En Japón han ido más allá aplicando los máximos avances en inteligencia artificial. Allí las vacas son criadas por robots autónomos que buscan la máxima eficiencia más allá de valores morales o de visiones cortoplacistas e inocentes.

La programación de esas factorías lácteas las dirige inexorablemente al exterminio de la raza humana, los niños necesitan saberlo si quieren vivir en el mundo del mañana.
Un mundo sin prados ni rebaños, solo una máquina de escala planetaria en la que las vacas son ordeñadas y los hombres se esconden en la oscuridad.
Un mundo dominado por máquinas que nos ven como un obstáculo en su proyecto por la perfecta producción de leche.

 

 

En el mar.

Un barco normal, un barco del siglo XXI construido con materiales caros y raros. Un barco hecho con cáscara de cacahuete, con la cáscara de un solo cacahuete muy grande.
No, no está hecho de cacahuete; es un barco normal. Normal normal, moderno sí, hecho de fibra de vidrio por ejemplo pero normal aún así. Tiene motor, tiene velas, tiene gente por dentro y agua por fuera.

Sailing-on-a-sea-of-joy-animation

Es un barco científico (un barco científico normal) que navega dando la vuelta al mundo paseando a un montón de gente más lista que tú y yo juntos. Son tipos duros, no llevan bata, visten con gruesos jerseys de lana y botas de goma altas. Han pasado meses en alta mar entre tormentas y tiburones porque están guiados por el espíritu aventurero y la infinita curiosidad científica.

Es un trabajo duro, siempre mojado y mareado. Han pescado peces más feos que tus cagaos. Y se los han comido. Los han cagado, se han limpiado el culo con algas y las han analizado. Y se las han comido también.
No hacen esto por necesidad, tienen un montón de menús del Burguer King congelados en la despensa y un suministro virtualmente ilimitado de papel higiénico.

Su misión es encontrar drogas en el mar, están explorando la antepenútima frontera en busca de nuevas drogas para la humanidad. Comen basura del mar y se frotan con ella por vicio pero siempre teniendo en mente ayudar a la humanidad ampliando el horizonte psicodélico de la humanidad con drogas nunca antes vistas y creen que en el mar las encontrarán.

Joder, el 70% del planeta está cubierto de agua, por fuerza tiene que haber algo ahí para meterse. La humanidad ha sabido drogarse por todo el planeta adaptándose a cualquier entorno. Allá donde ha puesto sus ojos ha sabido encontrar algo para colocarse.
Pero no en el mar.

Los océanos nos han sorprendido con incontables maravillas pero ¿Dónde está la droga del mar? Algo tiene que haber en la cuna de la vida. Algo tiene que servir como droga entre tanta porquería apestosa.
Hay peces que tienen putas luces pegadas a la cabeza y medusas más grandes que tu casa pero no hay nada con lo que colocarse. No hay ni un miserable pepino de mar que puedas fumar hasta vomitar del gusto.

Carrera espacial

Una persona no se convierte en astronauta solo por viajar al espacio. Bueno, salir del planeta es un requisito imprescindible para ser llamado astronauta; pero a uno no le mandan al espacio por casualidad, son siempre gente muy específica.
Tipos como yo no van al espacio.

espacio

(Pausa para llorar porque nunca podré ver este espectáculo en persona)

Los astronautas tienen que ir a algún tipo de academia, un sitio futurista lleno de gente muy inteligente; un lugar realmente selecto al que no se entra por enchufe por mucho que tu padre se el papa de Roma. No, uno no va a la academia espacial, a uno le llaman de pequeño, le hacen llegar un cohete a la ventana cuando cumple diez años y ahí le anuncian su destino como viajero espacial.

No joder, la exploración del espacio exterior es un asunto serio, dejémonos de fantasías raras. A la academia espacial van pilotos, ingenieros, científicos y gente que dedica su vida al sueño de volar más lejos de lo que cualquier otro ser humano haya llegado antes. Exigen una preparación muy específica, muy pocos llegan al nivel, nunca hay mas de una docena de aspirantes.

Entre ellos hay uno que toca la guitarra, toca desde niño, le encantan los clásicos de los sesenta y setenta desde los Beatles, Lynyrd Skynyrd hasta Metallica. Ama por igual la música y el espacio, le encantaría tener un grupo de rock pero en realidad es mucho mejor astronauta que músico. Se llama Samuel Karsperski, es americano,es inteligente, buen piloto, experto en electrónica y está en perfecta forma física pero toca la guitarra como un bebe foca, es incapaz de tocar tres acordes seguidos sin darse en la cara con el mástil.

guitarr

Samuel sueña con poder tocar un solo de guitarra en pleno paseo espacial.

En la academia todos le dejan de lado, nadie quiere participar con él en los ejercicios, nadie quiere oírle tocar ni ser amigo suyo. No es porque sea mal tipo es por que aunque son gente muy culta también son gente supersticiosa y creen que volar con él es peligroso. Creen en esa estúpida superstición de que los rockeros son proclives a los accidentes aéreos, creen que estar junto a este guitarrista es jugarse el cuello.
Sentarse junto a él en un vuelo de prueba es como llevar una pata de gato negro en el bolsillo, cada turbulencia es un instante de pánico. Científicos muy preparados rezan a la Virgen de los Palotes cuando vuelan a su lado.

El miedo a los rockeros aerotransportados se originó ya en los años cuarenta ante las recurrentes noticias de músicos y bandas que se estrellaban por todo el mundo, hay un montón de casos y siguen creciendo cada día.
Es como si de alguna forma ese estilo de música manipulara las leyes físicas para provocar la muerte de sus interpretes. Hay quien cree que la mano de Satanás está detrás de todo esto, que la música rock es producto de pactos satánicos y los rockeros sellaron su destino con sangre a cambio de unos pocos años de fama.
Pero en la Cosa gris no creemos en esas chorradas, aquí somos personas racionales y tenemos claro que eso no son más que patrañas de curas asustados.

Los científicos de la propia NASA opinan como yo y no creen en la amenaza de de los músicos volantes. Intentan animar a Samuel y le ayudan a integrarse.
Pero se equivocan, Samuel es un peligro no solo para él sino para toda la carrera espacial.

He estado comprobando datos y he descubierto que los rockeros no solo se matan en aviones sino que también son propensos a los accidentes de coche, autobús, moto, furgoneta y en general cualquier vehículo motorizado.
Mi teoría es que lo que los rockeros están compuestos de una materia exótica que reacciona de forma explosiva cuando se desplaza a grandes velocidades. Esa materia exótica serían elementos de la tabla periódica que aún no conocemos; personalmente lo denomino Holly en honor al músico pionero fallecido en los cincuenta.

Holly

Representacion artística de Holly

Es posible que Holly sea un elemento presente de forma natural en todo los humanos y que se encuentre en mayor densidad en los músicos de rock y por eso el fenómeno conocido como Hollyficación, es decir la explosión que causa tanto la muerte del rockero como el accidente del vehículo en el que se desplaza.
Paralelamente las altas velocidades necesarias para que Holly entre en reacción no se alcanzaron hasta el siglo XX con el desarrollo del motor de explosión, es posible que  en el pasado hayan existido otros individuos con grandes concentraciones de Holly en su interior, pero nunca alcanzarán la velocidad necesaria para entrar en ignición.

La cosa es que un día la NASA tiene problemas muy graves en el espacio; se les escapan unas serpientes con las que estaban experimentando y secuestran Estación Espacial Internacional matando a toda la tripulación y amenazando con estrellarla contra la tierra. Es una situación de máximo riesgo y están preparando un transbordador para abordar la estación y neutralizar la amenaza reptiliana. Posiblemente sea la misión más importante en la historia de la carrera espacial, hasta ahora todo habían sido misiones de empollones, ahora por primera vez van a hacer algo importante.

serpientes

Astronauta siendo atacado por reptiliano.

Pero joder, son astronautas y no tienen ningún entrenamiento para luchar con serpientes así que mueren todos los miembros de la misión, mueren envenenados, estrangulados y sus cadáveres son expulsados al vacío por las serpientes espaciales. Mandan otra misión más y luego otra y todos los astronautas van muriendo hasta que se ven obligados a mandar reclutas sin experiencia.
A Samuel no le mandan porque tienen miedo de que su presencia en el transbordador pueda provocar un accidente y arruinar la misión pero la situación es cada vez más desesperada y deciden mandarle a él solo con la esperanza de que su nave se estrelle contra la estación espacial y se cargue a todos las serpientes. Situaciones muy desesperadas requieren soluciones igual de desesperadas.

Pero no funciona, la nave de Samuel llega sin problemas hasta la estación espacial infestada de serpientes y se acopla a ella. Los científicos se sienten muy culpables por haber mandado a la muerte al astronauta basándose en una ridícula superstición; ellos esperaban que muriera salvando a la humanidad, no que muriera por enfrentarse en solitario a un montón de serpientes enfadadas.
Los minutos pasan hasta que la voz de Samuel suena por el comunicador.

-All clear, the snakes are gone.

Donde docenas de astronautas expertos fallaron él ha conseguido triunfar, ha hecho algún truco raro y ha conseguido cargarse a todas las serpientes saliendo ileso. Con mucha calma estabiliza la estación y la devuelve a su órbita salvando así el planeta.

Cuando vuelve a la Tierra las multitudes le aclaman, es el primer auténtico héroe espacial, ha salvado el planeta de la invasión reptiliana; sus acciones dejan a todos los anteriores astronautas a la altura de la mierda, no son más que unos empollones voladores comparados con él.
Aprovechando su fama decide sacar un disco de música, lo titula “Yo salvé el puto mundo” y está lleno de canciones de rock y baladas psicodélicas que ha compuesto durante el último año en la academia espacial.

El disco no vende nada a pesar de haber salvado el mundo su disco no le gusta a nadie. Las canciones son ñoñas, repetitivas, la guitarra no suena limpia y además canta fatal, tiene tan poco talento musical que ni siendo el salvador de la humanidad consigue vender su disco. Ha conseguido romper las leyes del marketing y ser un fracaso total como artista.

astronautacaullo

El diseño de la portada tampoco ayudó.

En realidad el quid la cuestión está en que la cantidad de Holly en su cuerpo es muy inferior no solo a la media de un músico sino incluso por debajo de la media humana.
Aunque ha viajado a más velocidad que ningún otro rockero antes su cuerpo no ha explotado; tiene tan poco Holly dentro que es completamente imposible que se produzca la reacción explosiva. Esto no solo significa que los científicos de la NASA se equivocaban al creer que Samuel era peligroso.
También significa que Samuel nunca fue un rockero, no era más que un ridículo astronauta con una guitarra.

Luz en acción.

Un ayuntamiento muy empobrecido por la crisis está buscando nuevas formas de ahorrar dinero, formas novedosas y originales; ha sentado a todos sus concejales y asesores alrededor de una mesa muy (muy) grande, se han repartido copazos y puros y han empezado a decir sandeces.
Todo en plan reunión de Apple, muy de buscar innovaciones, muy de plantear la posibilidad de redondear las esquinas de los edificios, pintar todo de blanco y dibujar piezas de fruta mordidas en las fachadas para ahorrar. Pero no eh, no son tan estúpidos como para plantearse realmente que con eso pueden salvar la ciudad de la ruina.

No no, lo que proponen es reducir drásticamente el número de farolas que hay en la ciudad; de hecho proponen que haya una única farola en toda la ciudad. Una farola nueva, una farola con tecnología de la NASA, diseñada por un empollón guiri; un empollón ambulante que va poniendo parches por el mundo como si fuera el héroe de una serie de televisión. El loco este ha diseñado una farola con la que iluminar toda la ciudad; no es una farola gigante, con una farola gigante no podrías iluminar toda la ciudad, la luz no va a atravesar paredes por muy grande que hagas la farola, tampoco hacerla muy alta iba a arreglar nada. Eso no es innovar, eso es hacer el tonto; una farola grande no es el estilo de la NASA

speed2

En realidad no se parece nada a una farola, en lugar de una farola normal, lógica, racional, con su pie y su bombilla lo que han instalado es una monstruosa bola luminosa flotante que da vueltas por la ciudad.
Una bola muy luminosa y muy rápida, tan rápida que ilumina simultáneamente todas las calles de la ciudad. Hablamos de velocidades superiores a la de la luz, hablamos de un objeto volante que sigue un circuito muy intricado recorriendo todas las calles de la ciudad cada noche del año.
Es prácticamente imposible verla, brilla demasiado y se mueve muy rápido, no vas a verla venir desde lejos porque es tan veloz que ya está pasando; está pasando todo el tiempo o quizás incluso se podría decir que está en todas partes a la vez. Una farola capaz de desafiar el espacio y el tiempo.

Es peligrosa eh, no vayáis a verla, no es un espectáculo turístico, no llevéis a los niños; la bola luminosa es tan rápida y tan grande que podría arrancarte a tus hijos de las manos y no volverías a verlos nunca.
La bola luminosa ha impuesto su toque de queda en la ciudad, nadie sale de casa de noche por miedo, por miedo a morir.

Pero sorprendentemente ahorran dinero, ahorran bastante dinero de hecho, ahorran varios miles de euros. Si no fuera económicamente viable no la hubieran hecho, no son gilipollas.

Lo wifi.

Entras en una cafetería para jugar a a ser un moderno con tu ordenador portátil, le preguntas al camarero que si tienen internet y él te señala una caja de zapatos que hay en un extremo de la barra sobre las páginas amarillas. Con gruñidos y gestos de la mano te hace entender que el wifi está en la caja, dentro de la caja de hecho. De alguna forma han contenido la red wifi dentro de una vieja caja de zapatos.

Dentro no hay un router, no hay una antena o un cable, solo hay wifi; hay una conexión a internet disponible dentro de la caja, no junto a la caja y en absoluto fuera de ella. Tampoco hay conexión en contacto con la caja, la caja no tiene wifi, el wifi y la caja no tienen ninguna relación; la caja solo es el receptáculo del wifi, un lugar donde ponerlo para saber donde está y que no se pierda.
El problema es que tu ordenador no entra en la caja de zapatos, es demasiado grande y no entra ni de un lado ni del otro; así que no puedes entrar en internet porque la wifi no sale de la caja.

Se lo explicas al camarero y te dice que no puede hacer nada, que la wifi se la instaló un informático del barrio y no quiere tocarla no sea que la joda y se enfade el jefe. Él solo es un camarero, no sabe nada de tecnología y ademas no tiene los guantes del internet.
Sí, los guantes del internet. Unos guantes especiales para mover el wifi de un lado a otro, el informático los trajo, eran como unas manoplas muy buenas, muy limpias; las usó para meter el wifi en la caja. Sin los guantes no puedes asir el wifi, se te quemarían las manos hasta el hueso. O al menos eso les dijo el informático.

Matemática silvestre.

Unos jubilados de pueblo tienen un proyecto secreto en el bosque. Con unos palos y piedras han fabricado una calculadora. Funciona con un sistema muy complicado de balanzas y contrapesos, equilibra el peso de las diferentes piedras con muchísima precisión; pero no es solamente una balanza; también tiene unos pequeños toboganes hechos con tablas; sirven para distribuir otras piedras más pequeñas que luego indican el resultado.

La palabra calculadora hace pensar en un dispositivo móvil, portátil incluso; pero ésta no lo es, es una calculadora extensa, más construida que fabricada. Ocupa mucho espacio, de hecho ocupa prácticamente todo el bosque aunque pase inadvertida. Los toboganes están camuflados entre las ramas más altas, totalmente integrados en la vida natural. Ecológicamente es la calculadora más perfecta jamás hecha. Los materiales son naturales, su construcción también y además permite que se desarrolle la vida en torno a ella.

Pero cuando se trata de resolver problemas matemáticos es bastante mierda. No solo porque está construida con madera podrida e infestada por la carcoma y los pájaros se empeñan en anidar en los contrapesos. Los resultados tienden más a lo aleatorio que a lo aritmético, pero no es demasiado importante porque al fin y al cabo hay más calculadoras en el mundo. No importa que ésta de mal los resultados, ha sido construida por vicio, por diversión; si lo que quieres son matemáticas tienes otras calculadoras más aburridas.

Si lo que quieres son aventuras ve a ver la calculadora del bosque, visita a los jubilados que la construyen, conócelos, pasa la tarde con ellos, merienda con ellos. Disfruta de la calculadora con ellos, vive el cálculo como nunca antes. Trepa a un árbol para ajustar una suma, lánzate en tirolina para seguir el proceso de una multiplicación complicada. Acércate a la vida natural, vive la aventura joder.

Equilibrio.

El agua embotellada es lo mejor que existe. Parece agua normal sí; pero ha sido seleccionada por expertos en agua, sumilleres y nutricionistas que saben lo que hacen. No es agua común, es super agua, agua que parece diseñada por un puto genio; agua destinada a salvar el mundo. Por eso vale dinero, ¿si saliera de entre dos piedras y la pudiera coger cualquiera no sería tan buena no?

Las botellas de agua ya son otro rollo. Esas botellas son el puto diablo, están hechas con sida. Joder, están hechas con mierda; con mierda de vaca, mierda seca que han amasado y han moldeado en un torno. Parece plástico pero es mierda eh, la han pulido mucho y se ha vuelto transparente y flexible como el plástico.no-rellenarPor eso no se pueden volver a llenar. No puedes rellenarlas porque esas botellas son la mierda, te matarías si bebieras agua de ellas. A no ser que fuera super agua; la super agua puede vencer a la mierda. No importa que la botella esté hecha con mierda cancerígena, el agua es tan buena que puede vencer a la mierda. Bueno, no puede vencerla, solo puede contrarestarla. La lucha entre la botella de mierda y la super agua está muy equilibrada, al final es casi como si bebieras agua normal.

Lentillas.

Un amigo tuyo se ha comprado unas lentillas nuevas. Hace muchos años que usa lentillas, es parte de su persona; sabes de sobra que las usa, has visto el botellita de líquido de lentillas en su casa muchas veces.
Pero hoy tu amigo se ha comprado unas lentillas nuevas y tira la botellita a la basura, porque ya no la necesita.

Sus nuevas lentillas son desechables y muy baratas, están hechas de un nuevo material, más ligeras y fáciles de fabricar. No contaminan ni necesitan tratamientos para conservarlas, ni siquiera hace falta quitárselas por la noche. Ni por la mañana, ni nunca; para quitártelas solo tienes que parpadear muy fuerte y frotarte un poco los ojos con la yema de los dedos, son frágiles y se romperán pero no pasa nada porque son biodegradables. Se rompen con un crujido fino, casi inaudible.

Están hechas de piel de cacahuete, no de cáscara eh, de piel. Si estuvieran hechas con la cáscara no se vería nada con ellas puestas y rasparían mucho el ojo.